¿Qué características deben tener los jugos saludables?

Comparte las buenas noticias

Debo confesar que a nadie le gusta ir al supermercado por mí. Creo que se debe a que doy demasiadas instrucciones, todas muy específicas:

fíjate que sea esta marca, pero el de color verde, no el azul, el tamaño pequeño, porque el grande se desperdicia, que la fecha de expiración tenga al menos un mes, que el empaque no esté dañado y …

Para este momento las personas ya están rodando los ojos hacia atrás. Hasta mi mamá, que me ama con toda su alma, evita hacer esta clase de cosas por mí.

Recientemente le di a mi hermana una lista de ingredientes para hacer un aderezo para ensalada. Me llevó una botella de aderezo preparado y de inmediato le señalé: “este no va a funcionar, no combina con la ensalada, mira los ingredientes, tiene conservadores y azúcar”.

Su respuesta fue: “No sé si deberías dar un curso sobre qué debe tener una lista de ingredientes saludables o ir a hacer las compras por ti misma”.

Aunque en ese momento no pasó de ser un chiste que hizo reír a todos en la reunión familiar, me dio la idea de escribir esta entrada para el blog.

Alguna vez te has preguntado: ¿Qué hace que un jugo sea saludable? ¿Cuáles ingredientes son deseables? ¿Cuáles deberías evitar? Aquí te comparto algunas características básicas para que te des una idea.

 

Los jugos saludables

Voy a empezar por contarte a qué me refiero cuando digo “jugos saludables”. Primero que nada, se trata de un jugo que no va a provocar ninguna clase de daño a mi salud si lo bebo.

Pero más allá de no hacer daño, es muy importante que aporte positivamente desde el punto de vista de la nutrición y bienestar físico.

Por último, pero no por eso menos importante, tiene que tener un rico sabor. Existe esta idea que lo saludable viene a costa de un sacrificio en el sabor. ¡Nada más lejos de la realidad!

Esta será la descripción de la imagen del Articulo en el segundo bloque
Esta será la descripción de la imagen del Articulo en el tercer bloque

Los ingredientes deseables

Para que un jugo sea saludable la primera palabra que viene a mi mente es “natural”. La base debe estar elaborada con verdaderas frutas y verduras, mientras más frescas y de mejor calidad, más propiedades positivas aportarán.

Además de frutas y verduras pueden tener otros ingredientes, siempre naturales: por ejemplo semillas para aumentar el contenido de fibra (son muy populares las de chía y linaza) o raíces con fines terapéuticos (el jengibre tiene propiedades antiinflamatorias).

Ahora, sobre qué frutas o verduras hacen el mejor de los jugos saludables, la respuesta depende de qué aspecto de tu salud quieras reforzar. Los jugos verdes tienen mucho calcio y vitamina C (amigos de tu sistema inmune), los jugos de frutos del bosque son ricos en antioxidantes (ideales para una piel radiante) y el jugo de piña tiene bromelina (para tu sistema digestivo).

La clave está en que sean frescos y naturales.

 

Los ingredientes que debes evitar

Si vas a preparar los jugos en casa, en primer lugar evita el azúcar, en especial si es refinada. Muchas frutas y vegetales son naturalmente dulces y no necesitan que agregues nada.

Pero si, como yo, en verdad te gustan los sabores dulces, entonces escoge usar endulzantes naturales en pequeñas cantidades. A mí me gusta mucho el jarabe de agave y la miel de abejas. Cualquiera que escojas, será mejor si es orgánico y no procesado.

Cuando compres jugos preparados mantente lejos de los azúcares añadidos. En la lista de ingredientes puede aparecer simplemente como azúcar o como jarabe de fructosa de maíz, dextrosa, sucrosa, sacarosa, por ejemplo. 

Evita los jugos hechos a base de concentrados, esto indica que han sido procesados y no sabes qué cosas se les añadieron para elaborarlos. Siempre escoge los que se hacen con 100% frutas y/o verduras, no te conformes con menos. Si ves agua en la lista de ingredientes, es bastante probable que estèn usando concentrados, mantente alerta.

Por último, evita los conservadores y aditivos. Estos productos que se le añaden a los alimentos y bebidas para incrementar el tiempo que pueden pasar en el estante de la tienda, no son buenos para la salud a largo plazo. Lo mismo ocurre con los sabores y colorantes artificiales.

 

El resumen

En pocas palabras, estas características hacen que un jugo sea saludable:

  • Ingredientes naturales
  • Elaborado 100% con frutas y/o verduras
  • Sin concentrados, sabores o colorantes artificiales
  • Sin azúcar añadida
  • Sin conservadores
  • Sin agua

Ante la duda puedes prepararlos en casa o escoger los de Frutos de Vida, que cumplen con todas las características anteriores y son muy fáciles de encontrar, aquí hay una lista de tiendas en donde están disponibles.

En realidad, estas características puedes aplicarlas no sólo a los jugos, sino a casi cualquier otro alimento que encuentres en el súper. ¿Te animas a intentarlo?

 

-Ivette González: comunicadora social, cocinera profesional, en búsqueda constante de un estilo de vida natural y saludable